Ski y hielo en Canal Roya.

El Aspe y la Muralla de Borau desde Somport

      Como una exhalación ha pasado el mal llamado puente de diciembre, esta año ha sido un fin de semana de tres días y que dadas las condiciones meteorológicas de las semanas anteriores, nos han permitido como muy pocas veces en estas fechas tan prematuras del invierno, poder disfrutar de dos actividades como del esquí de travesía y de la escalada en hielo. Como además hacía bastante tiempo que no se daban las condiciones para salir a la montaña, las ganas eran más que notables.

Nieve acumulada por el viento en la vertiente norte

     Así que con Luismi, Pili y el Bicho nos subimos estos días a invadir como va siendo costumbre,la casa de Luis y Sara; esto y el buen tiempo que ha hecho nos ha permitido gozar de estos días de monte como unos enanos con la comodidad de al acabar la actividad diaria tener una ducha caliente y un sofá donde tomarse unas cervezas y echar unas risas.

     Para no abusar de la confianza y repartir los esfuerzos, salimos a esquiar el primer y tercer día, dejando el segundo para subir a la Canal Roya a escalar un poco en hielo.

Luis calentando motores

      El primer día de esquí, subimos al puerto de Somport, con intención de hacer una ruta que nos llevara hasta la entrada de un valle en la vertiente francesa, a priori, todo un regalo que consistía en subir 500 metros de desnivel y descender esquiando 1500 m, finalmente el tiempo y las condiciones de la nieve lo dejaron en subir por una vertiente y bajar por la contraria para a continuación desandar lo esquiado y volver al punto de inicio, con unos 1000 m. de desnivel tanto de subida como de bajada y que, en su último tramo a mí personalmente, se me hizo insufrible por lo transformada y pesada que estaba la nieve. Pero para eso estamos; para ir negociando con lo bueno y lo malo, y hacer que lo malo cada vez lo parezca menos.

Primeros pioletazos de la temporada

     Al día siguiente, tomé la iniciativa y convoyé a todo el mundo para subir a hacer algo de hielo a Canal Roya, y afortunadamente tuvimos un día redondo. La aproximación con esquís por las pistas no fue muy pesada, el hielo era mas que suficiente y de suficiente calidad como para escalar un par de cascadas sin sufrir demasiado y estrenarnos esta temporada y la temperatura perfecta parano pasar nada de frio; para rematar la jugada, el descenso por las pistas de Formigal con la mochila del material a cuestas no fue tan problemático como podia parecer.

Escalando en Canal RoyaInicio de la subida al Midi El Midi desde el collado de Pombie

     Para terminar el tercer día, cruzamos por el Portalet y subimos por un valle bonito y tranquilo hasta el collado de Pombie, al pie del Midi d’Ossau, y desde el mismo volvimos al inicio completando una ruta circular muy bonita en la que tuvimos que atravesar bosque, suaves y largas laderas con moderada inclinación, y las mas empinadas, tanto a la subida como a la bajada, rampas bajo el collado. En resumen, una actividad muy bonita y entretenida en la que nos reímos de lo lindo y nos dejó a todos satisfechos y cansados.

Al fondo el Midi d'Ossau

Anuncios